Zanahoria

La Zanahoria o Carlota, de nombre botánico Daucus carota var. sativus, familia umbelíferas, es una planta conocida por todos, con una característica raíz típicamente anaranjada que se usa ampliamente en alimentación y también por sus propiedades medicinales en farmacia y en dermofarmacia. Aunque la zanahoria silvestre es originaria de Europa, se encuentra asilvestrada también en Asia central y en los Estados Unidos. Se cultiva, eso sí, por todo el mundo. Como medicinal se emplea la raíz de la variedad silvestre y las semillas de las variedades silvestre y doméstica.


Composición química. La zanahoria es rica en fibra, carotenos (alfa, beta y gamma, que en el cuerpo se van a transformar en vitamina A) y vitaminas B1, B2, C, D, E, F. Además contiene aceite esencial, ácidos grasos esenciales, minerales (sobre todo potasio), azúcares (glucosa y sacarosa), flavonoides, pectinas y gomas vegetales.

Propiedades farmacológicas.

  • Corazón y circulación: las semillas de zanahoria poseen un discreto efecto dilatador sobre las arterias coronarias, además, la raíz es hipotensora.
  • Riñones: ciertas sustancias de la zanahoria disminuyen el nivel de azúcar en sangre, por lo que, a pesar de contener azúcares, es una hortaliza interesante en los regímenes para diabéticos. Tiene un ligero efecto diurético.
  • Digestivo: su alto contenido en pectina es causante de sus propiedades antidiarreicas, especialmente en la diarrea del bebé. Las semillas de la zanahoria son carminativas y muy útiles en casos de flatulencia o dolores cólicos intestinales.
  • Antihelmíntico: su aceite esencial es tóxico para los parásitos intestinales, especialmente sobre los gusanos, en los que tiene acción paralizante. En estos casos se debe tomar jugo de zanahoria recién exprimido, de 100 a 500 cc cada toma, 4 o 5 veces al día durante 2 días.
  • Dermatología: por su alto contenido en carotenos, el jugo de zanahoria se utiliza en cosmética como nutritivo para la piel, así como para el tratamiento del acné. También como preparatorio para el bronceado, para reforzarlo y mantenerlo, así como para proteger la piel. En casos de prurito (picor) cutáneo, son útiles las cataplasmas de jugo de zanahoria. También se recomiendan en casos de úlceras. Sus vitaminas le confieren propiedades antioxidantes de la piel.
Indicaciones terapéuticas. Por su efecto vasodilatador coronario, se recomienda su uso en angina de pecho y en postinfarto de miocardio, también en casos de hipertensión arterial. Por otro lado, se recomienda su inclusión en dietas para diabéticos por disminuir los niveles de glucosa en sangre. También está recomendada en diarreas, especialmente de niños pequeños. Otros usos son como antiparasitario intestinal (especialmente de helmintos oxiuros), y en dermofarmacia como nutritivo de la piel, antipruriginoso y por su efecto de mantenimiento del bronceado.

Efectos indeseables y contraindicaciones. No presenta ninguna toxicidad, pero tras la toma prolongada de grandes cantidades se puede observar una pigmentación amarilla en la piel, debido a los carotenos de la zanahoria.

Formas de administración y posología.
-Polvo de semillas: 1 a 4 gramos, varias veces al día.
-Jugo: 50-250 cc por toma.
Decocción: "caldo" de zanahoria. Un mínimo de 10 g de zanahoria por taza. Antes de las comidas.
-Cápsulas: un máximo de 500 mg por cápsula.

7 comentarios:

E. dijo...

Hola!
Te felicito por este blog. Es muy muy interesante.Me encanta todo este mundillo y a partir de ahora tienes una lectora fiel.:)

Por cierto, aprovecho para hacerte una cuestión: ¿Sabes si al cocer la zanahoria pierde todas estas propiedades?

Gracias y felicidades otra vez!

E. dijo...

Hola!
Te felicito por este blog. Es muy muy interesante.Me encanta todo este mundillo y a partir de ahora tienes una lectora fiel.:)

Por cierto, aprovecho para hacerte una cuestión: ¿Sabes si al cocer la zanahoria pierde todas estas propiedades?

Gracias y felicidades otra vez!

La Herbloguistería dijo...

Hola !
En primer lugar muchísimas gracias por tu felicitación, me ha animado muchísimo tu comentario.

Por lo que se refiere a tu cuestión, decirte que al cocer la zanahoria, pasa lo mismo que cuando haces por ejemplo una infusión, la mayoría de principios activos que usamos como medicinales pasan en este caso de la zanahoria al agua, por este mismo motivo cuando nos hacemos una infusión nos bebemos el líquido y tiramos el resto. Por supuesto la zanahoria cocida seguirá teniendo propiedades, pero siempre es mejor si nos la tomamos fresca o en zumo.

Wireless dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the Wireless, I hope you enjoy. The address is http://wireless-brasil.blogspot.com. A hug.

Anónimo dijo...

Good fill someone in on and this fill someone in on helped me alot in my college assignement. Gratefulness you seeking your information.

Anónimo dijo...

Brim over I to but I dream the collection should have more info then it has.

viagra online dijo...

Yeah carrots are very heathy and and delicious mixed with vegetables and meat.
Thanks for share.

Template Designed by Douglas Bowman - Updated to New Blogger by: Blogger Team
Modified for 3-Column Layout by Hoctro
La Herbloguistería © 2014